Del virus de la vistus gordulis en latín

Estados Unidos.- Gracias a la reciente premiación de los Globos de Oro al inicio de este año, varios científicos se dieron cuenta de un síndrome que andaba flotando en el aire hollywoodense y que merecía un estudio profundo, ya que puede ser potencialmente contagioso para el resto de la población.

Se trata del Síndrome de Deficiencia de la Vista Gorda que tuvo en su paciente más representativo a la actriz ganadora de un Óscar por año, Meryl Streep, a quien ya se le había captura antes con los primeros síntomas de la enfermedad.

Hemos de recalcar que este tipo de enfermedad azotó a la comunidad desde aquel fatídico día en que se dieron las primeras acusaciones de acoso sexual sobre el poderoso productor, Harvey Weinstein, donde miles de actrices respondieron “virgen santísima, yo no sabía nada, ay no pero qué horrors“.

“Fue muy evidente cuando varias actrices salieron en los Golden Globes 2018 que este virus se convertía en toda una realidad”, afirmó experto oculista de la UNAM. Nos dejó varios ejemplos de cómo detectar este problema.

1. Tú y tu comadre puede que compartan el mismo virus y se lo anden pasando en sus acariñados besos.

2. Los abrazos afectuosos también pueden ser métodos de transmisión de este tipo de enfermedad.

3. No importa la edad que tengas, la vista gorda pega en la etapa de tu vida que te encuentres, hay que tener mucho cuidado.

4. Jóvenes y ambiciosas actrices que trabajan tiempo completo en Los Ángeles, las más susceptibles a hacerse de la vistus gordulis, como el ejemplo de la siempre cool Jennifer Lawrence.

5. Hasta a jóvenes estudiadas, inteligentes y sobre todo feministas como Emma Watson también le tocó su buena temporada con esta enfermedad.

Pobres celebridades. Esperemos que la detección rápida de este tipo de padecimiento sea la solución para una problemática mayor.


Source: DEFORMA