El Instituto Nacional de Transparencia, Acceso a la Información y Protección de Datos Personales (INAI) ordenó al Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) informar sobre los procedimientos de interrupción voluntaria del embarazo solicitados y practicados en sus instancias por violencia familiar o sexual, del 24 de marzo de 2016 al 9 de octubre de 2017.

Asimismo debe dar a conocer el número total de procedimientos solicitados y practicados en dicho periodo, precisando el método utilizado y cuántos casos corresponden a mujeres menores de 12 años y cuántos a mujeres entre 12 y 18 años, y el total de casos en los que se informó al Ministerio Público antes o después de la intervención.

Además, debe transparentar en qué instituciones, hospitales, clínicas, centros médicos o cualquier otra de sus instancias se presta el servicio de interrupción voluntaria del embarazo, especificando nombre del lugar, dirección, datos de contacto y nombre del encargado o director.

Esta petición se da luego de que el IMSS respondiera como información inexistente a una solicitud sobre los abortos que se practican en la institución.

Ante ello, el INAI encontró que el IMSS no cumplió con el procedimiento de búsqueda previsto en la Ley Federal de Transparencia y Acceso a la Información Pública, debido a que omitió turnar la solicitud a sus Delegaciones, cuyas Unidades Médicas podrían contar con registros de los datos relacionados con la interrupción legal del embarazo.

En ese sentido, el comisionado Guerra Ford destacó que el IMSS, al formar parte del Sistema Nacional de Salud, está obligado a dar cumplimiento a las disposiciones previstas en la NOM-046-SSA2-2005, entre estas, las relativas a la prestación del servicio de aborto médico a personas que hayan sido víctimas de una violación.


Source: Financiero